Los que creían que pagar dinero con el móvil era el colmo de la modernidad, parece que no estaban nada enterados de lo que lo último de lo último es sacar dinero del cajero gracias al reconocimiento facial. Por lo tanto, olvídate de la tarjeta, del móvil porque si sales de casa y no tienes efectivo, tu cara puede sacarte del atolladero.

Seguramente más de uno de nuestros lectores pensará que semejante avance todavía tardará años en verse en España, pues no, ya lo tenemos aquí. Además, no hace que viajemos muy lejos, pues lo tenemos en Barcelona. En concreto, este sistema de verificación se ha puesto en marcha en los cajeros de cuatro oficinas Store de Barcelona, de CaixaBank. La entidad catalana tiene el propósito de extenderlo a todas sus oficinas Store a partir del segundo semestre de este año.

De esta manera se logra reforzar la seguridad, al tiempo que se logra una mayor comodidad en las operaciones, porque ¿qué resulta más sencillo que poner el rostro para sacar nuestro dinero?

“Queremos ser líderes en digitalización. Con el reconocimiento facial hemos podido ir más allá para ofrecer la mejor experiencia de cliente, utilizando la última tecnología y acercándosela a los usuarios. Es poner en otro nivel la relación con ellos porque es una petición que nos han hecho, para poder olvidarse del Pin y poder sacar el dinero solo con la cara", ha afirmado Jordi Nicolau, director ejecutivo de Global Customer Experience de CaixaBank.

Con esta apuesta, la entidad se sitúa a la vanguardia del sector pues es la primera en el mundo en implantar algo semejante.  Otras entidades, a pesar de haber incorporado esta tecnología, todavía siguen exigiendo al usuario la introducción de un pin. Por lo tanto, el avance no es tan revolucionario como debiera.

¿Y cómo funcionan los cajeros con tecnología de reconocimiento facial? 

Al respecto, Benjamí Puigdevall, director general de CaixaBank Digital, lo explica muy bien: "Para sacar dinero se requiere de las máximas certificaciones de seguridad. Para ello, hemos desarrollado algoritmos biométricos. Necesitamos verificar que los 16.000 puntos faciales son de una persona que está delante del cajero, una prueba de vida. Ahora, un cliente simplemente acercando la tarjeta, el teléfono o el reloj y poniendo la cara en el cajero le da el dinero. Esto hace una experiencia única en el mundo".

Para poder este método de reconocimiento, el interesado debe previamente tomarse la molestia de acudir a las oficinas de la entidad para darse de alta en este servicio. Este registro se lleva a cabo en las oficinas de la entidad en tan solo unos minutos a través de las tablets de los empleados.

Sin embargo, es posible que muchos clientes vean con reticencia esta novedosa manera de sacar dinero del cajero. No pasa nada, CaixaBank ha contemplado esta posibilidad y el cliente podrá escoger qué tecnología prefiere, si la identificación personal mediante reconocimiento facial o identificación por PIN. Una coexistencia donde el cliente decide.

Pero es muy probable que muchos o casi todos se decanten por este nuevo sistema. No en vano, la dificultad para recordar esta clave es uno de los problemas más habituales entre los usuarios de la banca digital.

Lo cierto es que, para asegurarse el éxito y, sobre todo, no pillarse las manos, la financiera realizó un estudio con clientes reales para saber qué grado de aceptación tendría una medida así. Los resultados fueron muy elocuentes: el 70 % de los encuestados estaría dispuesto a utilizarlo como alternativa al empleo de su código personal a través del teclado.

De acuerdo con la página oficial del banco, se estima que para los próximos años alrededor de 3.000 cajeros contarán con esta tecnología.

Sin comisiones

Aunque sacar dinero del cajero con la comodidad de ahorrarnos la introducción de un código PIN está francamente bien, la mayor ventaja para los clientes es –sin duda alguna– poder hacerlo sin que nos cobren comisiones por ello. 

¿Es esto posible? Pues claro que sí. De hecho, en nuestro comparador de préstamos y cuentas bancarias contamos con la Cuenta de Bnext.

La primera cuenta sin banco, sin comisiones y sin condiciones. Dedicada a todos aquellos que no buscan un banco, sino todo lo contrario. 

Así, a grandes rasgos, podemos citar las siguientes ventajas.

  • Saca dinero donde quieras
  • Viaja sin comisiones
  • Tu dinero, siempre seguro

En realidad, es una cómoda aplicación muy intuitiva y fácil de usar que te ofrece lo mejor de los bancos sin sus incomodidades. Lo cierto es que, tal y como nos explican en su web, Bnext es una auténtica revolución: “Bnext te ofrece una cuenta online de dinero electrónico y una tarjeta todo en uno, sin ningún tipo de comisión y con una app desde la que controlar todas las operaciones. No necesitarás otra cuenta bancaria para sacar dinero de cualquier cajero del mundo, podrás realizar pagos entre amigos, pagar seguros, obtener descuentos… ¡y mucho más!”.  

Más de 90.000 usuarios en 180 países del mundo ya se han lanzado a usarlo: “No se trata de una tarjeta de débito o prepago corriente, Bnext ofrece todos los beneficios de la banca digital o banca electrónica sin ser un banco. La cuenta sin banco, sin costes, sin condiciones, sin comisiones y sin permanencia, pero con las ventajas de ser un Bnexter en cualquier cajero del mundo”.

Si te interesa algo así, que es muy probable, infórmate en nuestro Proharro.