¿Cuánto vale una empresa en Bolsa? De esta manera, podemos definir de una manera muy sucinta el término capitalización bursátil.

¿Cómo se calcula la capitalización bursátil?

El cálculo de la capitalización bursátil, también llamada capitalización de mercado, resulta muy sencillo. Así, consistiría en multiplicar el precio actual de una acción por el número de títulos en circulación de la empresa.

Podríamos ilustrar esto con un ejemplo. Imaginemos una empresa que tiene emitidas 100.000 acciones y cotiza a 20 euros. Tras multiplicar, veríamos que su capitalización bursátil se sitúa en los 2.000.000 de euros.

Sin embargo, no podemos caer en el error de pensar que la capitalización bursátil permanece fija en todo momento. De hecho, está sujeta a fluctuaciones constantes 

debido a que el precio de cotización sufre variaciones a lo largo del periodo durante el periodo de apertura del mercado. Por lo tanto, este valor de la empresa varía dependiendo del precio de cotización.

¿Qué factores se pueden tener en cuenta?

Este valor que el mercado también se basa en las perspectivas del futuro como posibles adquisiciones o fusiones, ampliaciones de capital, conversión de bonos en acciones,…

Lo cierto es que es un mercado muy sensible a las especulaciones y rumores que pueden tener consecuencias inmediatas en la cotización de sus acciones. 

¿Para qué sirve la capitalización bursátil?

La capitalización bursátil se emplea principalmente para construir índices bursátiles que se ponderan por capitalización. Un ejemplo de ello lo tenemos en la bolsa española, con el Ibex 35.

¿Cuáles son las empresas con mayor capitalización bursátil actualmente?

En los últimos años, las tecnológicas se han adueñado de las escena. En concreto, Apple, Amazon, Microsoft y Alphabet (controlador de Google). Facebook y la china Alibaba se colocan en las primeras posiciones mundiales.

Resulta curioso porque hace tan solo una década la petrolera Exxon Mobil copaba el primer puesto, seguida por Petrochina (también dedicada a lo mismo) y solo una tecnológica como Microsoft se colaba en ese top 10.